Ir al contenido

Colombia Guía oficial de viajes

Encuesta

¿Usa aplicaciones para dispositivos móviles con información sobre destinos cuando viaja por Colombia o en otros países?

Resultados
Get information

Inicio > Turista internacional > ¿Qué hacer? > Informes especiales > Turismo ecológico en el Amazonas

Turismo ecológico en el Amazonas

Haga click sobre la imagen para ampliarla Navegando por el río Amazonas

Navegando por el río Amazonas /Fot. lcrf/

El departamento del Amazonas es la región más austral de Colombia, localizada en la margen izquierda del río más largo y caudaloso del mundo que lleva el mismo nombre.

Amazonas es también la selva tropical más grande y más biodiversa de la Tierra, conocida también como el pulmón del mundo, reserva ecológica de inconmensurables proporciones perteneciente a varios países de Suramérica. Se estima que esta vasta región abarca seis millones de kilómetros cuadrados de área continental.

Por sus costas sobre dos océanos y la posesión de riberas en el majestuoso río Amazonas, es que a Colombia se le llama la patria de los tres mares, pues pocas naciones en el mundo se precian de contar en su territorio con tantos e incontenibles brotes de agua y las reservas ecológicas que se desprenden de estos.

Viajando por la Amazonía colombiana

La expedición al Amazonas colombiano representa una de las aventuras ecoturísticas más fascinantes entre la flora y la fauna en su estado más silvestre.

La expedición al Amazonas colombiano representa una de las aventuras ecoturísticas más fascinantes entre la flora y la fauna en su estado más silvestre. Es así mismo una experiencia cultural inmejorable por la posibilidad de asistir a los territorios donde se asienta una veintena de grupos étnicos primitivos, al igual que el invaluable tesoro natural que custodian, de los cuales se destacan los huitotos, los yaguas y los ticunas.

Leticia, la capital del departamento del Amazonas

Para internarse en la selva, recorrer el río y visitar todos los atractivos de la zona, hay que tomar un avión de Bogotá a Leticia, capital del departamento en zona limítrofe con Brasil y Perú. Leticia colinda con el municipio brasileño de Tabatinga y, no obstante, su ubicación en el extremo sur de Colombia y muy lejos de las principales ciudades, es un dinámico epicentro comercial entre las dos naciones.

Leticia es la capital del departamento de Amazonas

Recorrer la ciudad, hacer compras, compartir con la comunidad y pasar la frontera para conocer Tabatinga es una de las primeras actividades en el Amazonas antes de subir a una lancha e iniciar la verdadera expedición por la selva a través del respetable río Amazonas. En este viaje se conocen familias indígenas, inmensos árboles, aves muticolor, reptiles y, si se cuenta con suerte, los delfines rosados, únicos que habitan en agua dulce.

Navegando el Amazonas

Haga click sobre la imagen para ampliarla Río Amazonas

Río Amazonas /Fot. aldaroso/

Aunque el departamento está bañado por innumerables ríos como el Putumayo y el Caquetá, es gracias a la navegabilidad del Amazonas que se conocen muchos de los encantos de la región, aquellos lugares de imprescindible visita entre la espesa y fecunda selva, donde permanentemente se vive una fiesta salvaje que funde los sonidos de la abundante flora y de la alegre fauna.

Parque Nacional Natural Amacayacu

Después de dos horas a lo largo del río se llega al Parque Nacional Natural Amacayacu, majestuosa reserva de 294 mil hectáreas en la que conviven 150 especies de mamíferos, 468 de aves y otra cantidad no determinada de reptiles. Así mismo, sobre las aguas tranquilas en inmediaciones del parque, se aprecia la victoria regia, planta acuática cuyas hojas redondas alcanzan diámetros hasta de dos metros.

En el Parque Nacional Natural Amacayacu, majestuosa reserva de 294 mil hectáreas, conviven 150 especies de mamíferos, 468 de aves y una gran cantidad de reptiles.

Gracias a que el parque cuenta con infraestructura de alojamiento, es posible reconocer el lugar y los atrayentes cercanos durantes dos o más días. Paseos por la selva en el sendero Nainekumaw, canotaje nocturno por la quebrada Matamata, escalada de árboles y caminatas entre los doseles, visita a tribus aborígenes o un viaje en la casa flotante son algunas de las muchas cosas para hacer en esta área protegida.

Puerto Nariño

Vía fluvial y a unos veinte minutos del Parque Amacayacu se llega a Puerto Nariño, que junto con Leticia son los dos únicos municipios del departamento del Amazonas. Dicha población se destaca por la organización, la limpieza y la ausencia de contaminación, entre otras cosas, porque a pesar de tener calles pavimentadas allí no existen los automóviles. Es necesario buscar en Puerto Nariño el mirador que facilita una vista de 360º sobre la selva amazónica.

Lago de Tarapoto

Por la misma vía del pueblo y navegando el río Loretoyacu, afluente del Amazonas, aparecen los lagos de Tarapoto, que deslumbran por su limpieza, calma y porque en sus aguas habitan los espectaculares delfines rosados, una especie cuyo origen los nativos se la atribuyen a una leyenda, según la cual los dioses tribales sintieron tanta envidia por la belleza impresionante de un indio que decidieron convertirlo en delfín. Con paciencia y la calma que brinda el paradisíaco escenario, es muy posible apreciar la mágica danza en el agua de esta escasa, rara y bella especie.



Isla de los Micos

Durante la travesía por el Amazonas se pasa por la Isla de los Micos, ocupada por juguetones micos fraile, que a pesar de ser esquivos ante la presencia humana son generosos al dejarse apreciar con relativa facilidad. Antes de llegar a esta isla, ubicada frente al corregimiento de Santa Sofia, están varias reservas naturales pobladas por nativos como marashá y zacambú, situadas en la orilla peruana del Amazonas.

Dosel Tanimboca

Regresando a Leticia, hay que aprovechar la cercanía del dosel Tanimboca para vivir todas las emociones de los deportes de aventura entre la densa selva. Allí se practica cánopy por lo más alto de la arboleda, kayac y senderismo. Todo un plan para admirar y una y otra vez la biodiversidad de la región amazónica. Al dosel se llega vía terrestre ocho kilómetros al norte de Leticia, rumbo al corregimiento de Tarapacá.

Las etnias indígenas del Amazonas colombiano

Antes de despedir esta exótica región, vale la pena visitar algunas comunidades lo que permiten para que el viajero conozca sus danzas, artesanías y todas las costumbres típicas. La etnia huitoto es una de ellas. Sin duda, el misticismo de esta familia ancestral dejará una gran enseñanza de respeto por la naturaleza y nuestros hermanos mayores. Allí, en el Amazonas, departamento que representa la décima parte del territorio colombiano, para fortuna del país y sus alrededores, la vida humana, vegetal y animal, cobra aún el infinito sentido de su estado silvestre y elemental.

.
CON EL APOYO DE:

Ministry of Commerce, Industry and Tourism Fondo de Promoción Turistica Proexport entidad que promueve el turismo, la inversión extranjera y las exportaciones en Colombia

Más Portales Proexport